Gracias

Qué cerquita estamos del solsticio de invierno, momento de cambio y transformación. A partir del domingo 22, en el hemisferio norte, muy poquito a poco vuelve a aumentar el tiempo de luz; un nuevo ciclo, una nueva vuelta al sol. ¿Habéis curioseado las distintas tradiciones en estas fechas???

En casa ya lo estamos esperando, tanto que damos la bienvenida a casa con guirnaldas de frutos de invierno en la puerta, en la entrada. Qué buen ratito todo lo que rodeo a la guirnalda: observar, mirar al suelo y recoger algunos elementos naturales, solo los necesarios y materia no viva, crear la guirnalda compartiendo el momento, observarla cada día y darse cuenta del momento en el que estamos.

Qué especial momento, la llegada del nuevo tiempo de luz para dar las gracias a todas las personas que forman la fundación Spínola solidaria por todo el trabajo que realizan: por la conciencia que generan, por la inspiración para estar en la tierra, por los constantes aprendizajes para el cambio, por acercarnos otras realidades de la vida, por las iniciativas para llevar una vida «más justa, más fraterna y solidaria», por «dar alas a la esperanza», por las redes que están tejiendo( que importante juntarse y compartir con otras personas… gracias por darme esta oportunidad, gracias por dejarme compartir con todas vosotras!!!!!!
Gracias a las compañeras y a los compañeros que comparten el blog por su sensibilidad y gracias a las personas que en algún momento han podido ojear, leer o curiosear el blog.

Gracias a todas las personas que han reunido y reúnen todas sus ideas y experiencias con la naturaleza en los libros, son grandes acompañantes en el camino.

Gracias a todo y a todas las formas de vida.

GRACIAS!

«La vida tiene derecho a la vida» Joaquín Araujo